Jengibre

Té de jengibre y menta

El jengibre y la menta son dos aliados para nuestra salud al momento de aliviar la tos asociada a molestias respiratorias. Por otro lado, son reconocidas sus propiedades para hacernos perder peso. Su agradable sabor y fácil preparación la convierten en una medicina natural que no puede faltar en nuestros hogares.

INFORMACIÓN NUTRICIONAL POR VASO DE INFUSIÓN

Composición
Cantidad
Calorías
5,14 Kcal
Hidratos de Carbono (Carbohidratos)
1,25 gr
Proteinas
0 gr
Colesterol
0 gr
Grasas
0,0043 gr
Azúcares
0,0056 gr
Potasio
25 mg
Sodio
18 mg
0 MIN
TIEMPO DE PREPARACIÓN
0 MIN
TIEMPO DE ELABORACIÓN

¿CÓMO PREPARAR UNA INFUSIÓN DE JENGIBRE Y MENTA?

Para esta receta necesitaremos de pocos ingredientes y utensilios. Además, requiere de muy poco tiempo para que tengamos lista una rica infusión para combatir la tos molesta, a la vez que podremos perder algunos kilos de más y por lo tanto adelgazar.

INGREDIENTES

  • Un litro de agua
  • Un rizoma o raíz mediana jengibre fresco (de unos 5 centímetros)
  • 5 hojas de menta grandes (equivalentes a 5 cucharadas o cinco bolsas de té de menta procesado).

¡PONGAMOS EL FUEGO A HERVIR!

  1. Retiraremos la cáscara del jengibre con un cuchillo pequeño. Luego rallaremos la raíz y conservaremos en un lugar seguro para posteriores pasos.
  2. Si tenemos la menta en hojas, deberemos cortarla sobre una tabla de picar en trozos muy pequeños, en caso contrario, continúa leyendo.
  3. En una olla pondremos a calentar el litro de agua. En cuanto empiece a hervir, agregaremos las hojas de menta finamente picadas y dejaremos hervir junto con el agua unos cinco minutos.
  4. A continuación, agregaremos el jengibre rallado y dejaremos hervir durante diez minutos más para que el agua coja todo el sabor y las propiedades de este tubérculo.
  5. Finalmente, pasaremos el contenido de la olla por un colador y dejaremos reposar la mezcla en una jarra.

Dependiendo del uso que le demos, esta infusión se puede tomar caliente o fría. Así, para tratar la tos, es necesario tomar una taza caliente de esta infusión durante la afección. Por otro lado, si nuestra intención es adelgazar o bajar de peso, deberemos consumir este té a temperatura ambiente, después de cada comida.

Infusion de menta con jengibre

¿TE APETECE SABER PREPARAR MÁS RECETAS? CONTINÚA LEYENDO...

El té de jengibre y menta puede ser mezclado con otros ingredientes para obtener recetas similares, pero con propiedades específicas.

INFUSIÓN DE JENGIBRE Y MENTA CON LIMÓN

¿Te apetece adelgazar tomando un té rico? Esta variedad ayudará a quemar grasas y depurar el sistema digestivo.

INGREDIENTES

  • Una jarra de té de jengibre y menta
  • 4 limones medianos

ELABORACIÓN

Exprimiremos el jugo de los cuatro limones, asegurándonos de colarlo para retirar las semillas. Luego lo mezclaremos con la infusión de té de jengibre y menta, agitando constantemente para garantizar la fusión de los sabores.

Es posible agregar algunas cucharadas de miel al gusto para bajarle un poco la intensidad al ácido del limón.

TÉ DE JENGIBRE Y MENTA CON HINOJO

Esta combinación es perfecta para mejorar la digestión y prevenir la hinchazón estomacal, así como para evitar los gases intestinales.

INGREDIENTES

  • Una jarra de té de jengibre y menta
  • 5 o 6 hojas secas de hinojo. También es posible usar las flores secas.

PREPARACIÓN

Repetiremos el mismo proceso que realizamos para preparar el té de jengibre y menta, pero al momento de agregar el jengibre, también agregaremos las hojas de hinojo. Dejaremos hervir la infusión durante diez minutos. Luego pasaremos todo por un colador y dejaremos reposar en una jarra.

Infusion de menta y jengibre

AGUA DE JENGIBRE Y MENTA CON MANZANILLA

Esta variante será un tratamiento efectivo contra la inflamación del vientre y los dolores menstruales.

INGREDIENTES

  • Una jarra de té de jengibre y menta
  • 3 cucharadas o bolsas de manzanilla

PREPARACIÓN

Repetiremos el mismo proceso que realizamos para preparar el té de jengibre y menta, pero al momento de agregar el jengibre, también agregaremos las cucharadas de manzanilla. Dejaremos hervir la infusión durante diez minutos. Luego pasaremos todo por un colador y dejaremos reposar en una jarra. 

Esta infusión se debe tomar caliente y en el momento en que se sienta el malestar. 

VENTAJAS Y BENEFICIOS DE CONSUMIR TÉ DE JENGIBRE Y MENTA

La menta, en particular sus hojas, posee propiedades antinflamatorias y relajantes para el organismo humano. A estas propiedades debemos agregar su agradable olor y sabor, los cuales, a su vez, ayudan a prevenir el mal aliento. 

Por su parte, el jengibre es una raíz cuyas propiedades curativas hacia las afecciones respiratorias han sido demostradas. En particular, el jengibre es capaz de combatir cualquier resfriado y las consecuencias derivadas de éste, como la tos.

Sin duda alguna, la combinación de ambos ingredientes son un potente desinflamatorio y descongestionante del sistema respiratorio.

PARA LA TOS

La infusión de jengibre y menta ayuda a curar la tos seca y también la tos con flema. En este sentido, ayuda a limpiar los conductos respiratorios, pero también a desinflamar los bronquios y garanta, responsables de la mayoría de los episodios de tos.

PARA LOS PROCESOS INTESTINALES Y LA QUEMA DE GRASAS

La combinación del jengibre y la menta acelerarán los procesos digestivos, por lo tanto, la expulsión de grasas se hará más rápida. Situación que, sin duda alguna, ayudará en toda dieta dirigida a perder peso.

ADEMÁS DEL TÉ DE MENTA CON JENGIBRE, TAMBIÉN TE PUEDEN INTERESAR ESTAS INFUSIONES