Jengibre

Te de jengibre y ajo

El ajo y el jengibre son dos regalos que nos otorga la naturaleza para alimentarnos, pero también para mejorar nuestra salud. En ocasiones, ante algún malestar, en especial por gripe o resfriado, nos es común correr a la farmacia en búsqueda de algún fármaco que nos ayude con nuestro estado físico. Sin embargo, con la debida preparación, con el ajo y el jengibre es posible obtener efectos mucho mejores para el tratamiento de los síntomas asociados a las enfermedades respiratorias.

Sin duda alguna, el té de ajo y jengibre es un remedio ancestral que procura aliviar las infecciones en pecho, bronquios y garganta, además de mejorar las molestias e inflamaciones que se producen ante un resfriado o gripe común. Pero aún más allá, las propiedades diuréticas, depurativas y antioxidantes del ajo y del jengibre nos ayudará a limpiar nuestro organismo de toxinas y radicales libres, asociados al cáncer y otras enfermedades degenerativas.

INFORMACIÓN NUTRICIONAL POR INFUSIÓN

Composición
Cantidad
Calorías
3,92 Kcal
Hidratos de Carbono (Carbohidratos)
1,13 gr
Proteinas
0 gr
Colesterol
0 gr
Grasas
0,0045 gr
Azúcares
0,0136 gr
Potasio
89 mg
Sodio
6 mg
0 MIN
TIEMPO DE PREPARACIÓN
0 MIN
TIEMPO DE ELABORACIÓN

¿CÓMO PREPARAR TÉ DE AJO Y JENGIBRE? ¡AL LÍO!

La preparación de esta infusión no sólo es sencilla, sino que también es barata y sus ingredientes siempre están en casa o en la tienda más cercana. Además, la forma de preparación no requiere conocimiento alguno acerca de la cocina.

INGREDIENTES

  • 10 dientes de ajo
  • Un rizoma o raíz pequeña de jengibre fresco. También podemos utilizar media cucharada de jengibre molido
  • Un litro de agua 
  • Una cucharada sopera de miel

VAMOS A PREPARAR LA RECETA DE ESTA FANTÁSTICA INFUSIÓN

  1. Prepara una olla donde vamos a calentar el litro de agua. Es importante que dejemos que el agua llegue al estado de ebullición antes de incorporar el resto de alimentos.
  2. Mientras hierve, se van cortando los dientes de ajo y se pican en pequeños trozos. No tienen que ser diminutos, sólo pequeños. Por otro lado, se rebana el jengibre en pequeños trozos.
  3. Cuando el agua esté hirviendo, se agrega el ajo y el jengibre al agua y se deja hervir entre 10 y 15 minutos. También podemos agregar miel en caso de querer ofrecer un sabor más dulce al té.
  4. Luego, se pasa la mezcla por colador y se deja el preparado en una jarra.
Agua Jengibre y Ajo

¿CÓMO TOMAR EL AGUA DE JENGIBRE Y AJO? ¡SABOREALO!

Existen muchas formas de tomar té de ajo y jengibre, pero aquí te vamos a mostrar cuales son nuestras preferidas. Esperamos que te guste y la disfrutes tanto como nosotros.

COMO BEBIDA CALIENTE

El té de jengibre y ajo se puede tomar caliente como remedio directo para tratar los síntomas asociados al malestar por gripe y resfriado. También para aliviar el dolor de pecho y garganta.

COMO BEBIDA CALIENTE

También se puede dejar reposar durante un día entero para ser bebido como una infusión natural. En este caso, igualmente se cuela la mezcla y se deja en un recipiente, por un período de medio día, después de lo cual puede ser tomado en cualquier ocasión como desintoxicante.

En ambas preparaciones es posible agregar un toque de miel al gusto para mejorar o endulzar el sabor del té.

Té de jengibre y ajo

MÁS RECETAS QUE PUEDES PREPARAR CON ESTOS INGREDIENTES

La receta del té de ajo y jengibre se puede modificar agregando unos pocos ingredientes, tal como veremos a continuación.

TÉ DE AJO Y JENGIBRE CON LIMÓN

Esta variante ayudará a potenciar el efecto desintoxicante de este té. Es de recordar que el limón es un antioxidante natural, por lo que junto al jengibre y al ajo, será un coadyuvante para que nuestro cuerpo elimine de forma natural todas las toxinas que va acumulando, fruto de una mala alimentación.

INGREDIENTES

  • Jarra de té frío de ajo y jengibre
  • Cuatro limones

PREPARACIÓN

  1. A la jarra de té frio de ajo y jengibre que vimos antes, se le debe agregar el zumo de 4 limones frescos (no funciona con zumo procesado).
  2. Se revuelve la mezcla y se deja reposar unos minutos hasta que la infusión esté preparada para consumir.

El sabor del té de ajo y jengibre con limón puede resultar fuerte para algunos paladares, por lo que es posible agregar algunas cucharadas de miel al gusto a la preparación para endulzar su sabor y hacerlo más agradable.

Infusión de jengibre ajo y limon

TÉ DE AJO Y JENGIBRE CON MIEL

La miel no sólo sirve para endulzar, sino que también contiene propiedades que ayudan a los procesos biológicos. Por su parte, la miel posee un efecto antibacterial, por lo que su consumo reforzará nuestro sistema inmunológico.

INGREDIENTES

  • Una Jarra de té frío de ajo y jengibre
  • 10 cucharadas de miel

PREPARACIÓN

A la mezcla de ajo y jengibre que preparemos le debemos agregar las diez cucharadas de miel. Después revolvemos lo suficiente, hasta que la mezcla quede homogénea.

Jengibre ajo y miel

BENEFICIOS DEL AJO Y EL JENGIBRE

Científicamente, las propiedades del ajo han sido comprobadas, en particular, sus efectos curativos y mejoradores de los procesos biológicos del ser humano. Así, el compuesto que libera el ajo al ser consumido, conocido como alicina, es un desintoxicante y antibiótico natural.

Lo anterior, permite que el ajo prevenga enfermedades asociadas al sistema inmunológico. A su vez, ayuda a que el cuerpo se libere de agentes tóxicos y radicales libres. 

Por su parte, el jengibre es conocido por sus propiedades antinflamatorias y antioxidantes, por lo que su consumo es muy beneficioso para combatir enfermedades respiratorias, digestivas, así como el aquellas asociadas a la artritis y diabetes. Puedes leer más sobre las ventajas que ofrece el jengibre aquí.

Igualmente, el jengibre es utilizado también como un alimento propio de las dietas para lograr adelgazar, toda vez que ayuda a al cuerpo a eliminar, de forma natural, las grasas en exceso.

Como podemos ver, la mezcla de estos dos componentes naturales es un remedio sumamente efectivo para tratar cualquier tipo de dolencia infecciosa, toda vez que en conjunto actúan como un antibiótico natural y un depurador del sistema digestivo.